Ataque de Pánico

El Ataque de Pánico , es una situación límite que aparece repentinamente, sin causa alguna produciéndole a las personas, sensaciones aterradoras entre las cuales hay una sensación de muerte inminente.

De acuerdo al DSM V (Manual Diagnóstico y Estadístico de las Enfermedades Mentales, de la Sociedad Norteamericana de Psiquiatría), un ataque de pánico es un período discontinuo de miedo o incomodidad, sin un objeto determinado que lo genere ("temor sin objeto") en los cuales 4 o más de los síntomas que enumeraremos más abajo se desarrollan abruptamente y alcanzan su pico máximo dentro de los 10 minutos.

El Ataque de Pánico, ha sido reconocido por la Organización Mundial de la Salud, como Síndrome de pánico y se distingue de los demás tipos de ansiedad por su característica principal: aparece como ataque súbito sin situaciones aparentes, que lo desencadenen.

El Ataque de Panico produce sensaciones aterradoras descriptas de manera muy semejante, aflicción en el pecho, taquicardia, sudores, contracciones musculares, miedo de perder el control, sensación de muerte inminente.

Debido a un proceso de asociación, que se produce en el cerebro, a partir de la primera crisis, cualquier estímulo interno, un dolor, alteraciones en las latidos cardíacos, un lugar, un encierro, un túnel, ómnibus, subterráneos, etc., puede funcionar como disparador de una nueva crisis y así se convierte esto en una espiral de la que es imposible salir por sus propios medios.

El Ataque de Panico no se cura en forma espontánea, es decir que los síntomas no desaparecen a menos que la persona reciba un tratamiento específico y especializado, para que sea eficaz.

Esta es una lista con los criterios actuales para detectar un cuadro de Ataque de Pánico

Marque al lado de los siguientes síntomas -si los tuviera-:

En los últimos tiempos un gran número de personas viene siendo afectadas por este terrible mal, el ataque de pánico.

Según el relato de las personas atacadas por Ataque de Pánico, luego de la primera vez, se instala lo que se llama miedo del miedo, es decir miedo de que el estado retorne.

Las limitaciones se van imponiendo de tal manera, que el resultado, es una dramática incapacidad de dirigir la propia vida, y las tareas que antes eran simples se vuelven imposibles de hacer

Las dificultades van surgiendo de forma interrelacionada y aumentando progresivamente.

De a poco estas personas comienzan a sentirse impotentes e incompetentes, y algunos hasta llegan a perder su trabajo ya que cada vez les cuesta más salir de la casa

Desgraciadamente, un gran número de personas con ataque de pánico, debido a la falta de información y de acceso al tratamiento adecuado, buscan alivio en el alcohol y las drogas, sumergiendose así en un problema cada vez mayor.

Con las Terapias de Alto Impacto, como EMDR y derivadas, puede curarse el ataque de pánico sin necesidad de medicar, en gran cantidad de casos

Con este tipo de terapia que es la indicada, desde las primeras sesiones se evitan las crisis, o por lo menos se reduce mucho, la intensidad y frecuencia de estas, lo cual produce un gran alivio, y así las personas pueden volver a recuperar una buena calidad de vida.

Licenciada Alicia de la Fuente

Psicóloga Neurocognitiva y equipo interdisciplinario.
(011) 4823-4182
(011) 15-5039-2445

PEDI TU TURNO ONLINE YA